Academia Cultura

Mexicanos, palestinos y saharauis, del mismo lado de los muros

Rafael Paz / Alberto Resendiz
La exposición se encuentra en el Museo Nacional de las Culturas, contó con el apoyo de la UNAM, la Embajada de la República Árabe Saharaui Democrática en México y la Embajada del Estado de Palestina en la República de Argentina, entre otras instituciones

“No encuentro adjetivos, salvo una palabra que resume la esencia de lo que quiero decir: gracias, muchas gracias de verdad por este trabajo que lleva años, la UNAM, Silvana y todo el equipo del museo, a ustedes que tienen el interés por seguir el tema de los muros, un problema enorme que silencia muchas cosas que hoy podremos ver. Estamos mexicanos, palestinos y saharauis del mismo lado, nuestra historia está del mismo lado porque es la misma injusticia la que nos condena y convoca a estar del mismo lado”.

Con esas palabras del Ministro Mojtar Leboihi Emboiric, Consejero Encargado de Negocios de la Embajada de la República Árabe Saharaui Democrática, inició el camino de la exposición Mexicanos, palestinos y saharauis: del mismo lado de muros diferentes, la cual toma tres edificaciones emblemáticas como ejemplo de los problemas que estas construcciones provocan alrededor del mundo: el que existe entre México de Estados Unidos; Palestina e Israel; y la República Árabe Saharaui Democrática y el Reino de Marruecos.

La exposición, como se explicó durante la inauguración, no cuenta con colecciones y se resolvió haciendo un balance entre textos, imágenes y gráficas, buscando darle al público una experiencia ágil y ligera en la que puedan aprehender los datos que se muestran.

Asimismo, la propuesta museográfica busca resaltar no sólo la tragedia –humana y ecológica– provocada por cada uno de los muros alrededor del mundo, sino la inutilidad de estos ya que las culturas a su alrededor continúan abriéndose paso. A futuro se tiene planeado que recorra diversos países alrededor del mundo.

Silvana Rabinovich, del Instituto de Investigaciones Filológicas de la UNAM, destacó durante la presentación que la exposición consiguió llegar al público dos años después de lo planeado gracias a las medidas impuestas para evitar la propagación del Covid-19.

Recalcó que la autonomía de la Universidad Nacional permite “a pesar de los embates de los constructores de muros, sacarle la lengua a la ignominia… esta exposición rinde homenaje a los desplazados, prometeos desterrados que deben montarse en La Bestia para robar un poco de fuego”.

“Es un mea culpa colectivo ante los empobrecidos que no son pobres congénitos de un sistema de despejo orquestado por una minoría enriquecida… el problema es el MURO, con mayúsculas”, añadió la especialista.

Por su parte, Aída Castilleja, secretaria técnica del INAH, mencionó que se trata de un trabajo “que tiene la gran magia de traducir temas dolorosos en temas para la reflexión, en temas para combatir lo que aquí se denuncia. El trabajo que se ha hecho en el Museo Nacional de las Culturas Mundo se hizo de manera entusiasta, comprometida y creativa”.

Añadió que los materiales son una oportunidad de enseñanza, “de cómo transitar de la investigación a la divulgación con formas creativas, sin duda los libros, los artículos, los ensayos siempre serán bienvenidos, pero traducirlo a un espacio museográfico no es nada fácil”.

El proyecto se concretó gracias al apoyo de la UNAM, el INAH, el periódico La Jornada, la Embajada de la República Árabe Saharaui Democrática en México, la Embajada del Estado de Palestina en la República de Argentina y diversas ONGs.

Más información en el sitio https://www.museodelasculturas.mx/

Deja tu comentario

Comentarios