Astronomía Ciencia

Eventos astronómicos de noviembre

Michel Olguín Lacunza / Emiliano Sánchez

En noviembre tenemos varias maravillas en el cielo para disfrutar, que van desde constelaciones hasta lluvias de estrellas, dijo Julieta Fierro Gossman, investigadora del Instituto de Astronomía de la UNAM. A continuación una lista:

1.- Las Pléyades: Si volteamos al cielo de noviembre podremos ver un grupo de siete estrellas que han sido muy importantes para la humanidad. En la época de los griegos se podían ver las siete estrellas. Sin embargo, en nuestra época se pueden ver cuatro o cinco, y con muy buena vista hasta seis.

Regularmente se ven pequeñas y a veces, cuando hay mucha turbulencia en la atmósfera pareciera que se mueven más rápido con respecto a la constelación de Orión (cuatro estrellas que forman un cuadro con tres estrellas en la parte central).

Para ubicar a las Pléyades pueden mirar al cinturón de Orión que apunta a un astro color naranja llamado Aldebarán; justo a un lado está la constelación.

En la mitología griega las Pléyades eran unas hermosas ninfas, pero para los mexicas esta constelación se llamaba el tianguis, porque pareciera que estas estrellas se mueven unas con respecto de las otras y así representaban a varias personas moviéndose.

Las Pléyades son parte de una constelación llamada el Toro, denominada así porque pareciera que tiene cuernos. Se encuentra en una cuna de formación estelar, donde ya nacieron las estrellas y los vientos empujaron todo el gas, pero sobró un polvo y éste a veces refleja la luz de las estrellas y se ve brillante. Por ello, no se ven nítidas, pareciera que alguien les echó pintura por encima, pero son estas nubes de gas que reflejan la luz.

2.- Lluvia de estrellas Leónidas: El próximo 17 de noviembre se podrá observar en el cielo por la madrugada la lluvia de estrellas Leónidas, llamadas así porque provienen de la constelación el León.

Esta figura en el cielo parece como un “planito” con un “piquito” y luego la cabeza del león.

Las lluvias de Estrellas vienen de los cometas cuando están muy lejos. Se trata de “bolas” de gas y hielo congelado, conforme pasan alrededor del Sol se van rompiendo y dejan pedacitos de cometa a lo largo de su órbita.

Cuando la Tierra pasa por esa antigua trayectoria del cometa, esos “pedacitos” de hielo caen, se friccionan con nuestra atmósfera, se calientan y parecen estrellas fugaces. En este caso son muchas y aparecen en el mismo punto del cielo.

Para verlas hay que acudir a lugares muy obscuros. De hecho, vale la pena verla en equipos, llevar sillas y que cada quien se ponga en un lugar diferente y que todos volteen a direcciones diferentes y cuando alguien vea la primera le avisen a los demás.

3.- La Vía Láctea: Vivimos en un conglomerado estelar de 100 mil millones de estrellas, gas y polvo, pero se trata de un sistema aplanado de estrellas y nosotros vivimos justo ahí, por eso no le podemos ver la forma a la Vía Láctea.

Sin embargo, se ve cómo nubes blancas que en realidad son grupos innumerables de estrellas. “Es como si estuviéramos en un bosque muy grande y vemos árboles por todos lados”.

Noviembre es un mes cuando la vía láctea se puede observar con especial claridad.

4.- Movimiento retrogrado de Júpiter: El próximo 23 de noviembre el planeta Júpiter va a cambiar de dirección en el cielo ¿Cómo es esto? Pongan su dedo cerca de su cara y véanlo respecto a algún objeto que esté muy lejano. Ahora imagínense que la Tierra da vueltas, parecerá que el dedo va y viene porque el planeta a veces está de un lado y a veces del otro.

Lo mismo pasa con Júpiter, parece que va y viene, pero en realidad solo se mueve alrededor del Sol con una órbita que dura 12 años. Se mueve mucho más lento que la Tierra, avanza y pareciera que va y viene. Esto se llama movimiento retrógrado.

Antes se pensaba que las órbitas de los planetas eran círculos pequeñitos y por eso se veía este vaivén, pero ahora sabemos que la Tierra se mueve y por eso Júpiter tiene este movimiento.

Pasa lo mismo con Marte y Saturno. De hecho, la palabra planeta significa en griego vagabundo.

5.- Saturno cerca de la Luna: El próximo 29 de noviembre en la madrugada, el planeta Saturno podrá observarse muy cerca de la Luna. Para verlo es muy sencillo a través de aplicaciones dedicadas a la astronomía, uno pone el celular en el cielo y la app nos muestra la ubicación de las constelaciones y planetas.

Deja tu comentario

Comentarios