Campus Ciencia Deportes

El Puma, emblema de la Universidad

Guión: Rafael López/Realización: Myriam Nuñez

La historia de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) y del fútbol americano nacional está sólidamente ligada, tanto que fue en dicho deporte en donde nació el sobrenombre de “Pumas”, actual mote de batalla de los equipos representativos de la institución auriazul.

Se ha documentado que fue entre 1942 y 1946 cuando nació dicho mote, gracias a la inspiración del coach de futbol americano Roberto “Tapatío” Méndez.

El coach “Tapatío” estaba convencido de que sus jugadores reunían todas las características de un puma como fuerza, agresividad, valentía, rapidez e inteligencia.

La primera mascota Puma, fue presentada en el estadio en 1947 y era tan sólo un cachorro. A partir de entonces, la UNAM ha tenido varios pumas a través de los años, empezando con casti en 1947, la cual hizo su aparición en el clásico de fútbol americano del mismo año y cuyo nombre honraba a Guillermo Castilleja.

En 1949, la UNAM decidió enviar a casti al zoológico de Chapultepec, en los encuentros deportivos regresaba para acompañar al equipo; su última aparición como mascota fue en 1954, en el duelo Poli–Universidad.

Para 1959, Luís Rodríguez “Palillo” trajo a la Universidad un nuevo ejemplar; el cual fue bautizado, en su honor: palillo. Este puma murió en 1965, y se le puede ver disecado en el Salón de la Fama del Fútbol Americano de México. Posteriormente, en 1966, ulises fue símbolo de Pumas hasta 1972.

En 1984, la Universidad adquirió a pibe, un puma argentino decomisado en una aduana. Este vivió en el zoológico de Aragón mientras se construía un espacio idóneo. Luego de dos años, pibe cambió de residencia al Centro de Enseñanza Práctica e Investigación en Producción y Salud Animal (CEPIPSA) de la Facultad de Medicina Veterinaria y Zootecnica (FMVZ).

Se le buscó una pareja entre los ejemplares que tenían los Hermanos Gurza (entrenadores de animales silvestres). La puma elegida fue maya. La primera camada de pibe y maya llegó en 1988. Fue una pareja de cachorros a quienes se les llamó con los nombres mixtecos milú y vendi, macho y hembra, respectivamente.

Al año siguiente, el par de pequeños fue intercambiado por una joven felina de cuatro años, a quien nombraron toshka. pibe y maya tuvieron una camada más antes de ser entregados al Zoológico de Aragón. elmer quien fue parte de la segunda camada estuvo de 1990 a 1998 en la UNAM, quien lo donó a un programa de reproducción en Querétaro.

A finales del 2002 toshka se retira de los eventos Universitarios y toma un merecido descanso en el CEPIPSA, hasta el 21 de abril de 2005 en que fallece.

El 11 de septiembre del 2003 llega al CEPIPSA una cachorra de puma de cinco meses de edad. A partir de esta fecha empezó una nueva historia de la tradición Puma, esta nueva heredera recibe el nombre de miztli cuyo significado en náhuatl es puma.

La afición pudo disfrutar de la belleza y simpatía de miztli durante 14 años con 10 meses, a pesar de que esta especie tiene como promedio de vida de 20 a 25 años. Murió el 22 de febrero pasado

La actual mascota, y sucesora de ‘Miztli’, es una puma concolor llamada ‘Iyari’; adquirida en 2013 con tan sólo 3 meses de edad, su nombre significa ‘corazón’ en lengua wixárika (huichol) y sus cuidados están a cargo de un equipo de expertos de la Facultad de Medicina Veterinaria y Zootecnia. (Rafael López)

“Pumas emblemáticos”

El Universal, 1 de junio de 2006.

Deja tu comentario

Comentarios