Deportes

El CED no se detiene: cientos de alumnos continúan su aprendizaje especializado en el deporte

Dirección General del Deporte Universitario
Tan sólo en tres opciones se registraron 150 participantes de 15 distintos países del Continente Americano y 729 de México. En estos espacios se brinda inclusión a alumnos con discapacidad.

La pandemia por la Covid-19 ha llevado al sector docente de la UNAM a reinventarse en las formas de cultivar y transmitir el conocimiento, y en el Centro de Estudios del Deporte (CED) de la Dirección General del Deporte Universitario (DGDU) de esta Casa de Estudios no hay excepción.

A raíz del inicio del confinamiento, recomendado por las autoridades universitarias para evitar la propagación del Coronavirus, este Centro especializado ha realizado distintos cursos, talleres, webinars, conferencias y seminarios, entre otros foros, orientados a la preparación continua de entrenadores, jueces, deportistas y todo aquel interesado en el conocimiento especializado de los distintos aspectos que significan la práctica deportiva

Durante este periodo que comenzó en marzo, existió una etapa de capacitación en la cual los más de 15 académicos del CED se instruyeron en el uso de distintas herramientas tecnológicas orientadas a la transmisión del conocimiento en línea, antes de hacer extensiva su oferta educativa al público interesado. En total se tuvieron 1,538 registros a estas diferentes modalidades de enseñanza: 1,087 en webinars, conferencias y seminarios, y 451 en cursos y talleres.

Tan sólo en el tridente conformado por el seminario Aplicaciones Móviles como Herramienta en el Deporte, el ciclo de webinars Perspectivas Actuales de Nutrición para la Salud y el Deporte, y el ciclo de conferencias Búsqueda del Talento Deportivo, se registraron 729 participantes de 28 estados de la República Mexicana y de la Ciudad de México, además de otros 150 de 15 distintos países del Continente Americano, para alcanzar un total de 879 inscritos.

Asimismo, se organizaron diez cursos de masajes: Holístico, Asiático, Deportivo, Estético Básico, Ma Dang Yang, Masaje Deportivo, Antiestrés, Relajante, Vertebral y el de Zonas Reflejas; así como el taller de Gimnasia Estática-Yoga. La participación en estos alcanzó los 185 registros, y en algunos de ellos se comenzó de forma presencial antes del distanciamiento social y fueron concluidos en línea durante la cuarentena.

“Esta reinvención nos llevó a tener otros alcances con novedosos modelos de aprendizaje. Llegamos a nuevos grupos de personas que en la modalidad presencial no tenían acceso a nuestras opciones de enseñanza o simplemente no se habían atrevido a participar con nosotros. Al hacer extensivas estas opciones en línea, se abren posibilidades para que acceda un universo más grande de participantes”, afirma Lillian Estrada Bautista, coordinadora del CED.

“Uno de los principales objetivos es brindar las herramientas para que los participantes continúen su labor docente durante esta pandemia con el uso de la tecnología. Claro que todo esto ha sido un reto, desde los procesos de inscripción, los métodos de enseñanza y hasta las formas de pago por parte de los inscritos, pero seguimos aprendiendo todos, no nos detenemos”, expresa Rosalía Villa, una de las académicas del CED que en este periodo vio la oportunidad para reinventarse.

 Inclusión a alumnos con discapacidad

Sergio Adrián Morales Pineda es un seminarista que padece ceguera, sin embargo, eso no ha sido impedimento para que continúe su preparación en el CED como entrenador del equipo de la UNAM de futbol asociación para ciegos, durante el actual confinamiento por la Covid-19.

“Tengo que ir a la vanguardia. Si no, la tecnología me va a rebasar”, expresa el alumno del seminario Aplicaciones Móviles como Herramientas en el Deporte, y auxiliar técnico de Alejandrina Zamora, presidenta de la Asociación de Deporte Adaptado de la UNAM.

“Con él hay una grandísima ventaja porque conoce de cómputo y eso facilita mucho la enseñanza. En la parte teórica le basta con poner atención y en la práctica tengo que ser más descriptiva a la hora de dar indicaciones. Me adecué, pero tampoco olvidándome que tengo otras personas”, asevera Rosalía Villa, quien imparte el seminario.

“Utilizo un programa especial en mis dispositivos, un lector de pantalla que convierte en voz todo lo que sea texto. He aprendido a manejar más a detalle las redes sociales, como medio de difusión, y eso será fundamental. Ahora podré dar a conocer más el deporte en el que me encuentro o las actividades que esté realizando”, detalla Sergio Morales.

 

Deja tu comentario

Comentarios